Kim Novak contesta a las criticas tras su aparición en los Oscar

martes, 22 de abril de 2014

Kim Novak contesta a las criticas tras su aparición en los Oscar

Tras las criticas que originó su paso por los Óscar, Kim Novak ha respondido con dureza a todos los que se burlaron de su aspecto durante la ceremonia. Hay que recordar que sufrió una oleada de críticas y de burlas en las redes sociales y en los medios de comunicación por sus operaciones de cirugía estética. "Kim debería perseguir judicialmente a su cirujano estético", destacó en Twitter el magnate Donald Trump.

En una carta abierta publicada en Facebook, la actriz asegura que lamenta haber tomado medicamentos para relajarse antes de la ceremonia, lo que provocó una alteración y cierta lentitud en su comportamiento.

"Sin embargo, no me voy a callar ante los tiranos. No se puede dejar que la gente te destroce la vida. Hay que levantarse contra ellos de una manera sana, tomando la palabra y trabajando", ha manifestado. "Hablo para no para no abrigar dentro de mí ideas nocivas", ha añadido en su misiva. También ha confesado: "Hubo años en los que me alejé de Hollywood, en parte porque no podía soportar a estos pequeños tiranos. Cedí a la presión en lugar de luchar por lo que parecía correcto".



La actriz admite haber leído todas las bromas que se hicieron sobre ella, tras su paso por la reciente ceremonia de los Óscar y ha reconocido haberse sometido a inyecciones de grasa en la cara. "Me parecía menos duro que un lifting. A mi modo de ver tengo derecho a ser tan hermosa como sea posible y me siento mejor cuando estoy más bella". Dijo que se sentía muy humillada, tanto que no pudo salir de su casa tras la ola de burlas por su discurso lento, apariencia rígida y alusiones a sus cirugías, cuando presentó un premio de la Academia junto a Matthew McConaughey.

La diva comparó su recibimiento en el Festival de Cannes el año pasado con el que tuvo en los Óscar: "Allí recibí una inmensa ovación. En Hollywood, después de los Óscar, he sido perseguida en la prensa y por el público en Internet y en televisión".

Pero en la última edición de los premios, Kim Novak no fue la única vieja gloria que sufrió los dardos de la opinión pública. También Liza Minelli se convirtió en el hazmerreír de una gala que homenajeaba a su madre, Judy Garland. De hecho, hasta la propia presentadora de los Óscar se rió de su aspecto con este demoledor comentario: "Creo que es uno de los mejores imitadores de Liza Minelli que he visto nunca. Buen trabajo, señor".


Fuente: El Mundo, Emol.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada